Ser minero, es sobrevivir al riesgo con dignidad

María Morales, Equipo Minero Radio PIO XII.- Cientos de mineros organizados en cooperativas continúan explotando hoy en Siglo XX, municipio de Llallagua, norte de Potosí, La Salvadora, la mina de estaño que hizo a Simón I Patiño uno de los 10 hombres más ricos del mundo. El trabajo se realiza en condiciones de máximo riesgo para la vida y seguridad de los mineros como indicó Eduardo Galeano, escritor uruguayo, al ver el yacimiento minero.

“Nosotros los mineros, sobrevivimos a bajas y altas cotizaciones, no somos mineros de ocasión, hemos trabajado con cotizaciones de 5, 6 y 7 dólares la libra fina y nos mantenemos vivos y hasta donde dé la mina” dice changan, minero de la Cooperativa Siglo XX, quien aclara “…la mina está muy desgastada, unos se van a la curada (a los ramitos, vetas de mineral), se traen 15, 20 compañeros, lo trabajan rápido y se van, mientras nosotros trabajamos con calma, estamos acudiendo a los rajos, puentes, taqueos. ¡Qué vamos a hacer! somos mineros y lo vamos a ser hasta donde Dios nos dé la vida”.

Las vetas de mineral de este yacimiento son trabajadas con altos costos de producción que dejan migajas como ganancias para los agromineros del norte de Potosí.

“Descolgar buzones , limpiar  callejones … es una cantaleta de  siempre, nadie hace nada, lo único que se ha  limpiado  es la basura  de  botellas , después  todo esta  trabajado, los callejones están bloqueados , hay muchos  derrumbes, las  rocas  están cediendo. ¡Usted ha visto compañera…en Cruce Taquiña las escaleras están muy resbalosas, las  rocas  están cediendo,  las  jaulas  muy  desgastadas antiguas   e inseguras, ahora  todo es  cuestión de suerte , uno  ingresa  a la mina  y no sabe si va  salir por  el mismo lugar  o a pique  por otro lugar ; la cosa es  sobrevivir dignamente. Ahora vemos  gente  más  joven, inexperta  y   tienen  que aprender a ser mineros  dispuestos   al desafío” señala este minero que ya lleva años en el yacimiento La Salvadora.

La mina fue explotada por empresarios chilenos, luego de la guerra del Pacífico, posteriormente por el empresario Simón I Patiño, más tarde por la estatal empresa Corporación Minera de Bolivia y desde 1.986 por las cooperativas mineras. La forma de explotación es básicamente la rotura de la roca y extracción del mineral sobre las espaldas y en poca escala en carros metaleros.

La cotización del estaño está en un vaivén de 18 a 21 dólares la libra fina, precios altos, pero que dejan pocas ganancias a los 3.500 mineros de este yacimiento debido a que utilizan más dinamita, más herramientas y una mayor cantidad de tiempo para extraer este mineral de las vetas agotadas.