sábado , septiembre 24 2022

La guerra es una locura. Los comerciantes de armas son delincuentes

El Papa: La guerra es una locura. Los comerciantes de armas son delincuentes

Cuando Ucrania hoy cumple seis meses de guerra, una vez más Francisco ha clamado por la paz en Ucrania y en otros países donde llevan tanto tiempo sufriendo guerras, como Siria que lleva más de 10 años, o Yemen.

El papa Bergoglio hizo su llamamiento al final de la Audiencia General. Hace seis meses estalló la primera bomba rusa en Kiev.  Todos «locos», dijo, porque de la locura de la guerra nadie está exento. Y son «siempre los inocentes» los que pagan el precio.

Paz para Ucrania. Que se evite un desastre nuclear

“Renuevo mi invitación a implorar la paz del Señor para el querido pueblo ucraniano, que desde hace seis meses sufre el horror de la guerra”, dijo Francisco, y se auguró que se estén tomando medidas concretas para poner fin a la guerra y evitar el riesgo de un desastre nuclear en Zaporizhzhia.

Las víctimas de la guerra en el corazón del Papa

El Santo Padre dijo con pesar, que lleva en su corazón a los presos, especialmente a los que están en condiciones frágiles, pidió que las autoridades responsables trabajen por su liberación. Su pensamiento lo dirigió a los niños, a los tantos muertos, los tantos refugiados -aquí en Italia hay muchos-, los tantos heridos:

«En tantos niños ucranianos y rusos que se han quedado huérfanos, la orfandad no tiene nacionalidad, han perdido a su padre o a su madre, sean rusos o ucranianos».

Inocentes que pagan la locura de la guerra

«Pienso en tanta crueldad, en tantos inocentes que están pagando la locura, la locura de todos los bandos, porque la guerra es una locura y nadie en la guerra puede decir: ‘No, no estoy loco’. La locura de la guerra».

Quienes comercian con las armas son delincuentes

Francisco pidió a cada uno de nosotros que reflexionemos sobre esta realidad y digámonos: «la guerra es una locura». Además, aseveró que los que se benefician de la guerra y del comercio de armas son criminales que matan a la humanidad.