DEPORTES

El técnico potosino Alberto Illanes debutó con el pie derecho al mando de The Strongest, tras vencer (1-2) a domicilio a Aurora, que anoche sumó su octava derrota, en un partido histórico, al convertirse en el primer cotejo del fútbol boliviano en disputarse a puertas cerradas, por la pandemia del coronavirus.

El cotejo se disputó sin público, luego de que el Gobierno nacional dispusiera la prohibición de eventos con más de 1.000 personas.

Con este resultado el Tigre, que tiene un cotejo menos, suma 18 puntos y se pone a sólo tres puntos del líder Always Ready (21). Mientras tanto, el plantel celeste, dirigido por el cochabambino Julio César Baldivieso, se hunde más en el fondo de la tabla de posiciones, con 10 unidades.
Aunque The Strongest fue el que más se acercó con riesgo al arco de David Torrico, con dos remates desviados, primero de Rudy Cardozo y después Jair Reinoso, fue el local que se puso arriba en el marcador, con el tanto de Amílcar Sánchez (10’ST).

La jugada inició en un tiro libre, ejecutado por Marcelo Aguirre, que logra se peinado por Amílcar Sánchez y enviado al fondo de las redes, ante la sorpresa de Daniel Vaca.

Era el 1-0, que envalentonó más a los locales; sin embargo, no volvieron a acercarse con claridad al arco de Daniel Vaca.

The Strongest, pese al balde de agua fría, mantuvo su orden en defensa y se dedicó a tareas ofensivas. La presión en área contraria fue tal, que llegó el error y lo cometió David Torrico. El golero tuvo que salir a cortar el ingreso de Jair Reinoso, pero no lo hizo limpio y el juez cruceño no dudó en sancionar con la pena máxima (19’PT).

La falta penal fue convertida en el gol del empate por Willie Barbosa, a los 21’PT.

Al final del primer tiempo, The Strongest tuvo dos opciones claras, pero esta vez David Torrico fue quien salvó su arco, al desviar a penas los remates de Willie Barbosa (41’) y Jair Reinoso (42’).

En el segundo tiempo, The Strongest volvió a tener el dominio del balón, pero no con la efectividad necesaria hasta que llegó el gol del recién ingresado Ramiro Vaca, a los 16’.

El joven volante ingresó por la banda izquierda, ningún defensa celeste salió a presionar, y con todo el espacio necesario envió un potente disparo, desde unos 30 metros, que se coló entre el vertical izquierdo y el golero David Torrico, para el 1-2.

Tras el tanto, Aurora no volvió a encontrar su juego y deambuló en el gramado del Capriles; mientras que el Tigre no pudo aprovechar los espacios que dejó el celeste.

Aurora terminó con 10 hombres en la cancha, tras la expulsión de Darwin Ríos, con roja directa, por una falta sobre Willie Bardosa (44’).

"No podemos bajar los brazos, somos los únicos que podemos revertir esto. Creo que los partidos se nos complica por falta de confianza, no podemos cerrar el cotejo". Amílcar Sánchez. Volante de Aurora.

Fuente: Los Tiempos

0
0
0
s2smodern

PROXIMOS PARTIDOS

LIGA FUTBOL BOLIVIA