EN LA MIRA

“Los guardianes de la Constitución, miembros del Tribunal Constitucional, podrían ser sometidos a una demanda” si abren el camino a la reelección presidencial, según Alan Vargas, experto en estudios constitucionales de la Academia Boliviana de Estudios Constitucionales.

“El artículo 23 de la Convención de los Derechos Humanos no hace referencia  en ninguno de  los incisos sobre la re-elección de autoridades ejecutivas”, según Vargas, quien dio lectura al Pacto de San José de Costa Rica en las Primeras Jornadas Académicas de Derecho Constitucional organizado por la Universidad Nacional Siglo XX, en el norte Potosí.

Aclaró que los tribunos deben interpretar bien la Constitución que permite una sola reelección presidencial y reiteró que “la demanda interpuesta por  los legisladores del oficialismo no tiene fundamento legal ni jurídico”.

Manifestó que el derecho humano a ser reelegido (que  a  criterio del oficialismo se estarían violando) no está establecido  específicamente  en las Convenciones Internacionales

 

El artículo 23 de la Convención Americana de Derechos Humanos establece:

 

1.- Todos los ciudadanos deben gozar de los siguientes derechos y oportunidades:

a) De participar en la dirección de los asuntos públicos, directamente o por medio de representantes libremente elegidos.

b) De votar y ser elegidos en elecciones periódicas y auténticas, realizadas por sufragio universal e igual y por voto secreto que garantice la libre expresión de la voluntad de los electores; y,

c) De tener acceso, en condiciones generales de igualdad, a las funciones públicas de su país.

2.- La ley puede reglamentar el ejercicio de los derechos y oportunidades a que se refiere el inciso anterior, exclusivamente por razones de edad, nacionalidad, residencia, idioma, instrucción, capacidad civil o mental, o condena, por juez competente, en proceso penal.

 

Dirigentes de la COB y magisterio rural contra reelección

 

Guido Mitma de la Central Obrera Boliviana expresó que la decisión de los magistrados sobre la reelección es una subordinación política de los miembros del Tribunal Constitucional al actual gobierno. Wilfredo Siñani, dirigente de la Confederación de Maestros de Bolivia indicó que esa decisión es “una traición a la democracia en Bolivia”.

 

La Constitución Política permite una sola reelección  y todo cambio en derechos constitucionales debe ir a la Constituyente

 

El artículo 410 de la Constitución Política señala:

 

I.Todas las personas, naturales, y jurídicas, así como los órganos públicos, funciones públicas e instituciones, se encuentran sometidos a la presente Constitución.

II.La Constitución es la norma suprema del ordenamiento jurídico boliviano y goza de la primacía frente a cualquier otra disposición normativa. El bloque de constitucionalidad está integrado por los Tratados y Convenios Internacionales en materia de Derechos Humanos y las normas de Derecho Comunitario, ratificados por el país. La aplicación de las normas jurídicas se regirá por la siguiente jerarquía:

1.- Constitución Política del Estado.

2.- Los tratados internacionales

3.- Las leyes nacionales, los estatutos autonómicos, las cartas orgánicas y el resto de la legislación departamental, municipal e indígena.

4.- Los derechos, reglamentos y demás resoluciones emanadas de los órganos ejecutivos correspondientes.

 

Artículo 411.

 

I.La reforma total de la Constitución, o aquella que afecte a sus bases fundamentales, a los derechos, deberes y garantías, o a la primacía y reforma de la Constitución, tendrá lugar a través de una Asamblea Constituyente originaria plenipotenciaria, activada por voluntad popular mediante referendo. La convocatoria del referendo se realizará por iniciativa ciudadana, con la firma de al menos del veinte por ciento del electorado; por mayoría absoluta de los miembros de la Asamblea Legislativa Plurinacional; o por la Presidenta o el Presidente del Estado. La Asamblea Constituyente se autorregulará a todos los efectos, debiendo aprobar el texto constitucional pro dos tercios del total de sus miembros presentes. La vigencia de la reforma necesitará referendo constitucional aprobatorio.

II.La reforma parcial de la Constitución podrá iniciarse por iniciativa popular, con la firma de al menos el veinte por ciento del electorado; o por la Asamblea Legislativa Plurinacional, mediante ley de reforma constitucional aprobada por dos tercios del total de los miembros presentes de la Asamblea Legislativa Plurinacional.

 

0
0
0
s2smodern

NUESTRA SEÑAL EN VIVO

      PIO XII SIGLO XX      

        PIO XII ORURO       

 PIO XII COCHABAMBA